Debido a la ausencia de eventos económicos importantes, las cosas han estado bastante tranquila para las monedas durante la sesión europea del jueves. Las principales monedas que subieron contra el dólar fueron el NZD y AUD.

El IPC de Alemania subió un 0,7% interanual en octubre, sin cambios respecto a las estimaciones preliminares dadas a conocer a principios de este mes. Esto confirma que la economía alemana se enfrenta a una demanda débil. Por otra parte, el informe de la inflación francesa fue un poco más alentador de lo esperado: su IPC subió un 0,5% interanual en octubre, frente al 0,4% interanual anterior y por encima de las expectativas de un ritmo sin cambios. Sin embargo, las mayores economías de la zona euro siguen permaneciendo peligrosamente justo por encima de la deflación. Las recientes cifras de producción industrial decepcionantes apuntan a un crecimiento débil en en tercer trimestre del 2014 y aumentan la posibilidad de un crecimiento por debajo de las expectativas cuando el PIB del tercer trimestre sea publicado. Los expertos creen que hay posibilidad que el PIB alemán caiga sobre una base intertrimestral, arrastrando la moneda común del bloque aún más hacia abajo.

Futuros del DAX al alza


Los futuros del DAX subieron el jueves después de encontrar apoyo marginalmente por encima de la línea de soporte de 9160 (S1) y las medias móviles de 50 y 200 periodos. El sesgo de corto plazo es al alza ya que el índice se está moviendo dentro de un canal de tendencia alcista. Es necesaria una ruptura por encima de la línea de tendencia bajista negra para que el índice suba con fuerza y se dirija a la zona de resistencia en 9500 (R1). Un rompimiento por encima de ese obstáculo podría desencadenar nuevas extensiones hacia la próxima resistencia de 9700 (R2). Los indicadores de impulso a corto plazo no dan ninguna indicación clara de la dirección: el RSI se encuentra justo por debajo de la línea 50 y apunta hacia arriba, mientras que el MACD ya está por debajo de su línea de señal y parece dispuesto a entrar en su territorio negativo. Se necesita una ruptura por encima de la línea de negra de tendencia bajista para que se pueda considerar que ha habido un cambio de tendencia. En el gráfico diario, el DAX está cotizando por debajo de la línea de tendencia alcista a largo plazo (la línea de color azul claro trazada desde junio del 2012), manteniendo así el panorama general a la baja. Un movimiento por debajo de 8350 sería necesario para confirmar un próximo bajo más bajo en el gráfico diario
  • Soporte: 9160 (S1), 8900 (S2), 8730 (S3)
  • Resistencia: 9500 (R1), 9700 (R2), 9880 (R3)





Publicar un comentario

Author Name

Formulir Kontak

Nombre

Correo electrónico *

Mensaje *

Con la tecnología de Blogger.